Reconoce ONU la valentía de los refugiados

  • En 2016, 65.6 millones de personas estaban en una situación de desplazamiento forzoso
  • En México aumento en un 1000 por ciento de las solicitudes de asilo de 2012 a 2016

Redacción

El Informe de la Agencia de la Organización de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), llamado Tendencias Globales, revela que 65.6 millones de personas estaban en una situación de desplazamiento forzoso para finales de 2016; 300 mil más que en el año anterior, y una cifra mayor a la población del Reino Unido.

De acuerdo al documento publicado ayer lunes, la guerra, la violencia y la persecución han desarraigado a más hombres, mujeres y niños en todo el mundo que en cualquier otro momento de las siete décadas de historia del ACNUR.

Al conmemorar hoy el Día Mundial de los Refugiados, el secretario General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), António Guterres, destacó que el ritmo en el que las personas se están convirtiendo en desplazadas continúa muy elevado.

Dijo que en promedio, cada minuto 20 personas se vieron obligadas a huir de sus hogares durante el año pasado, esto equivale a una persona desplazada cada 3 segundos, menos tiempo del que se necesita para leer esta frase. Añadió que hay que restablecer la integridad del régimen internacional de protección a los refugiados y trabajar para darles la oportunidad de construir un mejor futuro para todos.

En un video, el titular de la ONU, reconoció el dolor y valentía de estas personas, que se enfrentan al sufrimiento, la separación e incluso la muerte. “He conocido a tantos que han perdido tanto, pero nunca pierden los sueños para sus niños, ni el deseo de hacer de nuestro mundo un lugar mejor. Ellos nos piden poco a cambio, nuestra solidaridad y apoyo en el momento en que más lo necesitan”, dijo.

Finalmente, Guterres indicó que es inspirador ver como los países que menos recursos tienen son los que hacen más por los refugiados.

Según cifras de agencias de la ONU, 1 de cada 113 personas es desplazada o refugiada y cada minuto 24 personas lo dejan todo para huir de la guerra, la persecución o el terror.

El 4 de diciembre del año 2000, la Asamblea General de la ONU adoptó la resolución que declara el 20 de junio como el Día Mundial de los Refugiados.

Por su parte, el portavoz de la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR), William Spindler, señaló que “más del 80 por ciento de los refugiados en el mundo se encuentran en países en desarrollo, no en América del Norte ni en Europa. Estos países necesitan apoyo para continuar acogiendo a los refugiados”.

Al unirse al mensaje del Secretario General de la ONU, Spindler llamó a la comunidad internacional a solidarizar se con los refugiados. “Los refugiados son personas como nosotros, son personas que se han visto en una situación en la que se han visto obligadas a dejar todo, su casa, su familia, su país, para salvar sus vidas y es una situación que afecta a personas de todos los ámbitos sociales y puede afectar a cualquiera. La solución a esta situación sólo se puede dar si todos trabajamos juntos para buscar una solución a los conflictos, que son la principal causa de desplazamiento”, agregó.

De acuerdo a datos de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), desde julio de 2016 el Instituto Nacional de Migración (INM) y la Comisión Mexicana de Ayuda al Refugiado (COMAR) han implementado medidas alternativas en México sobre los migrantes, en coordinación con el ACNUR y organizaciones de la sociedad civil, logrando que más de mil personas que solicitaron el reconocimiento de la condición de refugiado pudieran continuar sus procedimientos fuera de los centros de detención migratoria.

Estas medidas van en mayor consonancia con las obligaciones en materia de derechos humanos del Estado mexicano y han beneficiado a familias y niños y niñas, así como a mujeres y hombres, demostrando tener resultados muy exitosos en materia de cumplimiento.

La CIDH observa que las medidas que viene implementando el Estado mexicano respecto de personas solicitantes de asilo se enmarcan en un contexto en el que se ha evidenciado un aumento en un 1000 por ciento de las solicitudes de asilo de 2012 a 2016, siendo en su mayoría solicitudes provenientes del Triángulo Norte de Centroamérica (El Salvador, Guatemala y Honduras).

La Comisión destaca que continuar ampliando la implementación de medidas alternativas a la detención migratoria va en línea para dar cumplimiento a las recomendaciones en esta materia por la CIDH en sus informes sobre Derechos humanos de los migrantes y otras personas en el contexto de la movilidad humana en México de 2013 y Situación de Derecho Humanos en México de 2015, así como a la Declaración y Plan de Acción de Brasil de 2014 y la Declaración de Acción de San José de 2016.

Al respecto, el Comisionado Luis Ernesto Vargas Silva, Relator sobre los Derechos de los Migrantes de la CIDH manifestó: “Actualmente el continente americano enfrenta una de sus principales crisis humanitarias de refugiados y para nosotros desde la CIDH es sumamente preocupante ver como la respuesta de algunos Estados es estigmatizar como criminales a migrantes, solicitantes de asilo y refugiados, así como recurrir al uso generalizado de redadas, detención migratoria y deportaciones sumarias”.

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *